Para una mejor experiencia por favor cambia tu navegador a CHROME, FIREFOX, OPERA o Internet Explorer.
El consumo de mangos, según estudios, está relacionado con la buena salud

El consumo de mangos, según estudios, está relacionado con la buena salud

El bajo consumo de frutas y hortalizas continúa contribuyendo a enfermedades crónicas relacionadas con la dieta como la diabetes y cardiopatías, y ahora dos nuevos estudios han descubierto que el consumo regular de mango puede mejorar las dietas y ayudar a controlar los factores de riesgo que contribuyen a las enfermedades crónicas.

En concreto, estos nuevos estudios informan de hallazgos en dos áreas: 1) el consumo de mango está asociado a una mejora general de la calidad de la dieta y de la ingesta de nutrientes de los que muchos niños y adultos carecen en niveles óptimos, y 2) la toma de mango como snack puede mejorar el control de la glucosa y mejorar la inflamación, a diferencia de otros snacks dulces. Puesto que los mangos se consumen de forma generalizada en las cocinas del mundo y el 58% de los estadounidenses reconocieron tomar snacks al menos una vez al día en 2021, este nuevo estudio aporta pruebas adicionales de que el consumo habitual de mangos puede tener beneficios para la salud y ser relevante para las preferencias de alimentación culturales y los actuales patrones de consumo.

El consumo de mango está asociado con una dieta de mayor calidad y una mejor ingesta de nutrientes de interés para niños y adultos.

Un reciente estudio observacional descubrió resultados positivos en cuanto a ingesta de nutrientes, calidad de la dieta y peso en quienes consumen mangos frente a aquellos que no. El estudio, publicado en Nutrients en enero de 2022, utilizó los datos de la Encuesta Nacional de Examen de Salud y Nutrición de los Estados Unidos (NHANES, por sus siglas en inglés) de 2001-2018 para comparar las dietas y la ingesta de nutriente de los consumidores de mango con aquellas de quienes no consumen esta fruta.

El estudio demostró que los niños que consumían mango con regularidad tenían una ingesta más elevada de vitaminas A, C y B6, que estimulan el sistema inmunitario, así como de fibra y potasio. La fibra y el potasio son dos de los cuatro “nutrientes de interés” según la definición de las Pautas Dietéticas para Estadounidenses, lo que significa que muchos estadounidenses no cumplen las recomendaciones referentes a estos nutrientes. En el caso de los adultos, los investigadores encontraron resultados similares, que demostraban que el consumo de mango estaba asociado con una mayor ingesta diaria de fibra y potasio, pero también de vitaminas A, B12, C, E y ácido fólico, una vitamina fundamental durante el embarazo y el desarrollo fetal. Tanto para los niños como para los adultos, el consumo de mango se asoció con una ingesta reducida de sodio y azúcar, y en el caso de los adultos, se asoció con una menor ingesta de colesterol.

Con tan solo 99 calorías y más de 20 vitaminas y minerales, una ración de mango tiene una alta densidad de nutrientes, lo que lo convierte en un superalimento. Dado que los mangos se consumen ampliamente en culturas de todo el mundo y en los Estados Unidos, la investigación de sus beneficios para la salud contribuye a un mejor conocimiento del lugar que ocupan en una dieta saludable.

Ambos estudios han sido financiados por la National Mango Board.

Fuente:

www.mango.org

Arriba
Traducir »